Matan a oso negro en Coahuila

La muerte de un pequeño oso negro en el municipio de Castaños causó indignación y repudio por tratarse de un ejemplar de vida silvestre en peligro de extinción. La Profepa y la Fiscalía del Estado de Coahuila ya investigan la muerte del animal cuyas poblaciones en México están amenazadas principalmente por la caza ilegal y la fragmentación de su hábitat a consecuencia de la deforestación y el cambio de uso de suelo.

 

Castaños,Coahuila. Un pequeño oso negro de aproximadamente cuatro meses de edad y 29 kilos fue asesinado por pobladores de este municipio cuando lo capturaron y asfixiaron al someterlo con lazos en presencia de elementos de Seguridad Pública.

La muerte del ejemplar fue denunciada por el ambientalista Arturo Islas Allende a través de su cuenta de twitter, quien exigió la inmediata intervención de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y del Gobernador Miguel Riquelme.

El oso negro se encuentra catalogado como especie en “Peligro de Extinción” dentro de la Norma Oficial Mexicana 059-Semarnat-2010 y sus avistamientos en los perímetros suburbanos de Coahuila se han incrementado desde 2019.

De acuerdo con la estadística de la Secretaría de Medio Ambiente de Coahuila, en 2019 se registraron 60 avistamientos del animal, en 2020 se reportaron 70 y en 2021 un total de 54 sucesos de este tipo. La principal causa de muerte del oso negro en esta región son los atropellamientos.

Sin embargo, personal de la Secretaría de Medio Ambiente de Coahuila informó a Evlyn.Online que una brigada de la Procuraduría de Protección al Ambiente del Estado ya fue desplazada al municipio de Castaños para iniciar las investigaciones sobre los posibles responsables de la muerte del ejemplar.

En tanto, la Profepa anunció que presentará una denuncia penal contra quien resulte responsable por los hechos que puedan constituir un delito contra la diversidad.

“La Procuración del bienestar y la preservación de la vida silvestre son prioridad para la Procuraduría, por lo que se agotarán todos los medios posibles para garantizar un trato digno y respetuoso a todos los ejemplares de vida silvestre”, indicó la Profepa en un posicionamiento.

 

Pie de foto: Momento en que es capturado el oso negro. Crédito: Especial
Pie de foto: Momento en que es capturado el oso negro. Crédito: Especial

 

El Gobernador de Coahuila, Miguel Riquelme, también condenó la muerte y el maltrato del pequeño oso negro a e informó que la Fiscalía General del Estado actuará para castigar a los responsables.

El oso negro tiene presencia Coahuila, Sonora, Chihuahua, Nuevo León y Tamaulipas, aunque también se reportan algunos registros en Durango, Nayarit, Querétaro e Hidalgo.

Cabe destacar que las poblaciones de oso negro en México están amenazadas principalmente por la caza ilegal y la fragmentación de su hábitat a consecuencia de la deforestación y el cambio de uso de suelo.

Comentarios